Encontrar lo que se ama

En la pizarra de una cafetería cercana a mi casa he leído justo debajo del menú del día: “El secreto de la felicidad es simple, averigua qué es lo que te gusta y dirige tus energías en esa dirección”.

“El secreto de la felicidad…”.

Existe un concepto denominado “fluir” que expuso un investigador húngaro, de apellido casi impronunciable para mí, llamado Mihaliy Csikszentmihaly. “Fluir” define aquellas ocasiones en que una persona está tan involucrada en la actividad que le está ocupando y está disfrutando tanto con ella, que parece quedar abstraída y concentrada solo en el esfuerzo, que no es esfuerzo por ser tan placentero. Y esta experiencia en la que la persona decide ponerse manos a la obra voluntariamente, que lo hace porque quiere, este dedicarnos en cuerpo y alma a tal o cual labor se aproxima mucho a la felicidad. Csikszentmihalyi vincula “fluir” a “felicidad” si aquello que tanto nos lleva la vida conduce a un crecimiento personal por encima de otras compensaciones. seguir leyendo